fbpx

Lluís: aprendiz de todo, maestro de nada

En Adopta Un Abuelo hay pocas cosas que nos gusten más que charlar con nuestros abuelos para conocer más sobre sus historias de vida 🥰 Por eso, retomamos nuestra sección de entrevistas a mayores del programa.

Esta semana nuestro protagonista es Lluís Mirén Zalbidea 👴 Tiene 82 años y es originario de Valencia, aunque vivió cinco años en Francia. Se define como “aprendiz de todo, maestro de nada”, cosa que no nos resulta extraña, ya que a lo largo de este post descubriréis por qué esa frase le viene como anillo al dedo.

De padre vasco y madre valenciana, vivió una infancia en la que compartió la mayor parte del tiempo con sus abuelos, hecho que marcó su vida y que recuerda con mucho cariño. Nos confiesa que el mayor aprendizaje que se lleva de este periodo es “el afán de hacer cosas, como estudiar o trabajar” y “el aprender a esperar, porque tarde o temprano todo llega”.

Lluís Adopta Un Abuelo

Ha disfrutado mucho de su vida adulta y ha exprimido al máximo sus años de formación. Estudió cuatro carreras: Derecho, Psicología, Administración y Dirección de Empresas e Historia. El conocimiento que obtuvo durante su etapa universitaria le permitió ejercer diversas profesiones (como administrativo y arqueólogo) y vivir experiencias muy enriquecedoras (como conocer a personas con historias muy destacadas). Por ello, no es casualidad que la curiosidad y la reinvención sean dos de los valores por los que se rige su día a día.

Como hobbie personal se sacó el título de Patrón de Embarcaciones de Recreo y posteriormente consiguió hacer la travesía del Atlántico en solitario. ¡Lluís es todo un aventurero! 😊 A lo largo de su vida también ha viajado por países como Rusia, donde confiesa entusiasmado que pudo visitar algunas de las ciudades más históricas como Moscú, San Petersburgo o Novosibirsk. Guarda imágenes muy bonitas y especiales de esos paisajes y de sus gentes porque también ha trabajado como fotógrafo y, por tanto, tiene dominado el objetivo de la cámara. Lo más importante: «fijarse en los pequeños detalles para después capturarlos con imaginación«.  

Si tuviera que quedarse con una sola cosa de las que ha hecho lo tiene muy claro: su corazón pertenece al mar. En sus propias palabras: “Navegar es una vía de escape para mí. Te permite estar solo contigo mismo y poner tu mente en orden”. Su velero se llama «Aintza» , palabra que significa “Gloria” en euskera. La conexión con el mar le viene en la sangre, ya que proviene de una familia de marineros que compartían la misma pasión que él.

También es un entusiasta de la poesía, tanto que escribe poemas sobre su vida en valenciano, francés y castellano. Aunque no se haya atrevido a publicar ninguno, siempre los comparte con sus familiares y amigos, especialmente cuando se trata de una fecha muy especial. Hoy ha querido enseñarnos a todos este pequeño fragmento en francés escrito de su puño y letra:

Cuando le preguntamos qué consejo daría a los jóvenes, lo tuvo muy claro: “No hay que dar consejos, sino dar ejemplo. Estudiar y nunca conformarse. La educación y la cultura es buena para todos. Hay que cultivarse y estar siempre aprendiendo para tener más conocimiento”.

Compartir esta charla con Lluís fue muy enriquecedor. Él es un claro ejemplo de superación y reinvención en todos los sentidos. Historias como las suyas nos recuerdan la importancia de la constancia y la curiosidad como valores clave para conseguir cumplir todos nuestros objetivos. Como veis, nuestros mayores siempre nos enseñan grandes cosas 💙

¡Súmate a la comunidad Adopta Un Abuelo!

Si quieres conocer a abuelos geniales como Lluís, forma parte de Adopta Un Abuelo. ¡Quiero participar!

También te puede interesar